Es fácil recordar datos cuantitativos como nombres de picos, altitudes, desniveles, orientaciones, acotaciones geográficas, coordenadas GPS, grados de dificultad en diferentes escalas ... nos sobran mediciones y este blog es sólo para guardar pequeños detalles que sirvan para pulsar el nodo neuronal que dispara en nuestro cerebro evocaciones, recuerdos, sensaciones, sugerencias y demás impresiones cualitativas

2017-02-05

Pico Astún NO.(2278 mts) y Pico Belonseiche (2293 mts)

Pico y Canal de Astún. Al fondo Anayet
En invierno, la zona de Astún es perfecta para realizar actividades cortas y sin muchas pretensiones. Simplemente salir a la nieve y efectuar alguna de las múltiples ascensiones a estos picos modestos pero con unas vistas increíbles si la visibilidad es buena. Y todo esto en un entorno relativamente seguro después de nevadas.
Salimos del parquin superior de Astún en dirección N hacia el collado de los Monjes. Nos ponemos las raquetas y avanzamos muy cómodamente por huella. Esta ruta es muy frecuentada por raqueteros y esquiadores de travesía. 
Vista hacia atrás. Picos de La Garganta, Aspe, Llena del Bozo
 La subida es muy cómoda, pendientes suaves, y tan sólo al llegar a Los Llanos del Sol, gran llanura a nuestra derecha, se hace algo incómodo seguir la huella en el flanqueo de la ladera, pero nada más. En realidad se puede ir por la ladera contraria e incluso por el fondo del valle. El caso es seguir hacia el norte.
La pendiente se acrecienta ligeramente y desembocamos en el helado y casi imperceptible ibón de Escalar.
Llegando a los Llanos del Sol



Ibón de Escalar
 Bordeamos el lago por nuestra izquierda y giramos al E, hacia el collado de los Monjes. A nuestras espaldas queda el Pico Belonseiche. Una corta y suave pendiente nos deja en el collado (2167 mts), abriéndose ante nosotros una gran vista hacia el Norte y Este. 
Collado de los Monjes, también denominado Puerto de Jaca
 Tenemos ante nosotros una despejada ladera de unos cien metros que nos han de dejar en una antecima del pico de Astún. Hacia allí nos dirigimos. A nuestra espalda dejamos el Pico de los Monjes, que ascendimos el año pasado. Al llegar a la cima de esta cota (2278 mts) vemos el cordal que tenemos que seguir al E. para coronar la verdadera cima de Astún (2283 mts).
Rafa, poco antes de llegar a la cota 2278 mts. Al fondo Pic des Moines y Pic Paradis

Suaves relieves de la montaña de Rébec, al fondo los gigantes del Pirineo Occidental

Esto nos queda para llegar al Pico de Astún. Al fondo Anayet, Escarra, Pala de Ip

Hacia el Sur
 Nos descalzamos las raquetas y comenzamos a descender hacia la depresión que nos separa del Pico Astún. La nieve muy profunda y sin transformar no ofrece ninguna seguridad. Más adelante vemos que la cresta se estrecha considerablemente con una buena caída hacia el valle de Astún. No merece la pena, lo dejaremos para otra vez. Pensamos que es mucho mejor atravesar el collado de los Monjes y entrar en la Montaña de Rébec. Suaves relieves nos dejan casi en la vertical del Pico, al que parece se puede ascender fácilmente por este lado. Bueno, esta es una cota con bastante relevancia, la llamaremos Astún NO. 
Astún NO (2278 mts)

Circo de Aspe

Pico des Moines
 Nos volvemos a calzar las raquetas y retornamos hacia el collado de los Monjes de nuevo. La excursión ha sido demasiado corta. Empezamos a cavilar....
Comenzamos a descender
 Demasiado poco... Al fondo, inmaculado, el Pico Belonseiche se ve precioso. Rafa se resiste, intenta convencernos, pero la suerte está echada. Marta dice que no hay nada más que discutir. Así que descenderemos a la orilla del ibón y ascenderemos este pico, de una altura de 2293 mts.
Pico Belonseiche

Bordeamos el ibón de Escalar
 Dejamos el lago a la izquierda y ascendemos por moderada pendiente. Al principio todo va bien, siguiendo huellas de raquetas, pero en un momento nos complicamos la vida. Marta se mete en una placa helada con inclinación a la izquierda que le hace sudar tinta, con riesgo de caer rodando ladera abajo. Nos cruzamos con tres esquiadores que nos avisan que el resto de la ascensión no es muy recomendable para raquetas. Reconocemos a uno de ellos, es Nacho el Patillas, al que hemos visto muchas veces en el blog de Crónicas Montañeras. Nos aconsejan que pasemos a crampones, y así lo hacemos. Buff, que alivio!!! Maldita pereza!!! 
Alcanzamos la cima. Al oeste se nos abren nuevas vistas. Acué, Arlet, Anie, etc.

Ultimas rampas, ya con crampones

Casi en la cima

Belonseiche (2293 mts)

Cumbres de Acué y Arlet
Ahora descenderemos por la ruta normal, siguiendo la fácil cresta hacia el N. al paso de Audas, la ruta lógica. No siempre lo más recto es más corto. Desde aquí ya por nieve buena al lago de Escalar, y por camino conocido al parquin. 
Collado de Audas

Hacia el Ibón. Al fondo los Picos de Astún. El primero, el nuestro

Orilla del ibón de Escalar. Ya terreno conocido

Ultimo tramo, ya con nieve muy blanda.
Al final hemos hecho dos cimas. Nos vamos satisfechos. Esta zona es muy agradecida y creo que hemos aprovechado muy bien sus posibilidades. Queda pendiente para otra vez el Astún, el Malacara, e incluso alguna circular que he visto por ahí.
Aún paramos en Villanúa a comer, digno colofón a un gran día de nieve y monte.

29 Enero 2017. Marta, Rafa, Enrique

2017-01-10

Liouviella (2334 mts)

Cima de Liouviella, hacia el Oeste, Bisaurín, Puntal de Secús, y  Cúpula de Secús
En la parte superior del valle del río Osia, en Aragüés del Puerto, la carretera asciende hasta el refugio de Lizara, punto de partida para visitar las cumbres de Bisaurín al oeste, y Bernera hacia el este. Entre estos dos macizos, se encuentra la Sierra de Secús que cierra al norte este valle y constituye la divisoria de aguas, que no frontera, que se encuentra un poco más al norte. Nuestra cima es el Pico casi innombrable de Liouviella, la cima más al este de la sierra y que es la más modesta, con sus 2334 mts, aunque con una increíble vista sobre los macizos anteriores y que cae a pico sobre el bonito valle de los Sarrios, el pequeño valle de Arán aragonés que vierte sus aguas al lago de Estanés y a la vertiente atlántica.
Vista desde el norte (montaña de Coueq) de toda la sierra de Secús
Partimos del refugio en dirección norte por camino balizado hacia el Puerto de Bernera. El ascenso es suave, y enseguida dejamos a la izquierda la ruta hacia el collado de Foratón y Bisaurín. A nuestra derecha queda el collado del Bozo tras el cual se divisa la Llena de la Garganta, uno de los gigantes que junto a Llena del Bozo y Aspe forman la trilogía que delimita al norte el vecino valle de Aísa. 
Enseguida dejamos una pequeña cabaña a nuestra izquierda, es el refugio Oldecua, y tras un corto descenso el valle se estrecha, teniendo a nuestra derecha las murallas del Pico de Bernera y un poco más al norte la accidentada cumbre de la Ruabe de Bernera, entre ellas una amplia canal que permite pasar hacia el valle superior de Aísa en dirección este.
Refugio de Lizara, con el Bisaurín al fondo
Hacia el norte divisamos la Sierra de Secús.
Un sarrio nos vigila. Al fondo Ruabe de Bernera

La senda discurre todo el tiempo por la margen derecha del barranco. Cerca de los 1900 mts encontramos ya nieve, aunque mucho más alto de lo que es normal en esta época. Un poco más arriba llegamos al curioso refugio de Ganaderos, con una forma que recuerda a las pagodas. Estamos en la antesala del gran llano Plana Mistresa, 1980 mts, donde torceremos a la derecha, dejando al oeste la ruta norte del Bisaurin y la ascensión al Puntal de Secús , que realizamos en el 2012 con mucha más nieve que hoy. 

Refugio de Ganaderos (1925 mt)

Plana Mistresa, 1984 mts. Hacia el oeste Bisaurin

Hacia el este, Puerto de Bernera
Una vez en Plana Mistresa nos calzamos los crampones y giramos a la derecha en dirección al Puerto de Bernera, antesala del Valle de los Sarrios. No llegamos hasta el collado, ya que teniendo ya a nuestra izquierda el Liouviella, tomamos un pasillo nevado que sube en oblicuo y que nos permite ganar altura y salvar los primeros escarpes, llegando ya a una zona más llana donde vemos ya enfrente el collado que separa La Cúpula de Secús de nuestra cima. Ascendemos por un canalón nevado hacia el norte hasta poco antes del collado, donde nos quitamos los crampones y avanzamos por terreno descompuesto pero muy fácil saliendo un poco por encima del collado. Al norte se nos abre un inmenso panorama hacia el Pirineo francés y las grandes cumbres fronterizas, y justo debajo de nosotros el Ibón de Estanés parcialmente helado pero sin nieve; increíble un 26 de diciembre. Ahora ya sólo nos resta caminar por la sencilla cresta hasta la cima del Liouviella.
Al fondo Puerto de Bernera. 
Nosotros nos dirigimos a la comba de la izquierda para superar el escarpe. Más arriba, al sol, la cima

Ganando altura sobre Plana Mistresa
Bisaurín, omnipresente


Josan frente a Liouviella. Nos dirigiremos al collado de la izquierda


Ya en el collado. Sólo falta recorrer la fácil cresta
Ibón de Estanés y Gave de Aspe
La vista desde la cima es espectacular. Al norte el Pirineo Francés, hacia el oeste las cimas de Zuriza y Oza, al este destaca el Midi d'Ossau y los Macizos de Pallas-Balaitous. Al sur las cimas más septentrionales del Macizo de Bernera, destacando O'Ibón y Ruabe de Bernera que hunden sus paredes norte en el Valle de los Sarrios, igual que nuestra montaña se precipita bruscamente hacia el este, al mismo valle.


Carli llegando a la cima




Enrique, Fernán, Carli. Detrás estaría el Valle de los Sarrios, y más allá Llena del Bozo, y a la derecha O'Ibón

Midi, Pallas, Balaitous

Al fondo Tres Sorores. En primer plano la curiosa Lie Lavatte.

 Valle de los Sarrios

Carli, Josan, Marta, Fernán, Enrique

El día es magnífico, impropio de las fechas. Después de casi una hora en cima, comenzamos el descenso en principio por el mismo itinerario, aunque con idea de acercarnos a la cabecera del Valle de los Sarrios e Ibón Viejo. El día en esta época es muy corto y enseguida la sombra nos engulle, al tiempo que la nieve se endurece considerablemente. De nuevo crampones. 
Pronto alcanzamos el Puerto de Bernera, que da entrada al Valle de los Sarrios, muy cerca de allí el diminuto y muy helado ibón. 
Comenzamos el descenso. Enfrente Cúpula de Secús (lo ponemos en cartera)

Marta en el tramo rocoso de la cresta

Nos dirigimos hacia la cabecera del Valle de los Sarrios. Al fondo muralla de O' Ibón

Puerto de Bernera

 Junto al Ibón Viejo. Ambiente boreal

El tiempo se nos echa encima y hay que descender. Mejor que no se haga de noche por estos lares. El sol se va retirando rápidamente y tan sólo el Liouviella recibe sus últimos rayos. Atravesamos Plana Mistresa y enfilamos hacia el Sur por terreno conocido. Dejamos atrás el refugio de Ganaderos y observamos la muralla de Bernera con un color "ocaso" increíble, parece incendiada. Esta visión es fugaz porque enseguida cae la noche sobre nosotros, llegando en plena oscuridad al refugio de Lizara.
Liouviella desde Puerto de Bernera

Plana Mistresa



El color del ocaso sobre Bernera

Un año más hemos cumplido con la ascensión navideña. El Liouviella, esta modesta montaña con cinco vocales no nos ha decepcionado en absoluto y nos ha permitido descubrir la cantidad de posibilidades que nos puede ofrecer esta zona en combinación con travesías por Candanchú y Estanés. Volveremos!!!
https://es.wikiloc.com/wikiloc/view.do?id=15916665

26 diciembre 2016. Marta, Josan, Fernando, Carli, Enrique.

Temas relacionados