Es fácil recordar datos cuantitativos como nombres de picos, altitudes, desniveles, orientaciones, acotaciones geográficas, coordenadas GPS, grados de dificultad en diferentes escalas ... nos sobran mediciones y este blog es sólo para guardar pequeños detalles que sirvan para pulsar el nodo neuronal que dispara en nuestro cerebro evocaciones, recuerdos, sensaciones, sugerencias y demás impresiones cualitativas

2013-12-31

Cherue (2195 mts)

Pic Lurien desde el pico Cherue
Como actividad prenavideña, la idea principal era ascender el Peyreget, pero dado que la carretera que desciende desde la frontera del Portalet parecía limpia de nieve nos animó a adentrarnos en el valle de Ossau, ya que hace tiempo teníamos en la reserva este modesto pico en cuanto altura pero grandioso mirador de los colosos de este valle, no en vano se sitúa en un punto estratégico, en el centro de una línea imaginaria que uniría el Pic Lurien y el Midi d'Ossau. 
Nueve kilómetros después de pasada la frontera llegamos a la central eléctrica de Camps, donde aparcamos y nos disponemos para ascender. Enseguida vemos varios grupos de franceses que nos confirman que estamos en el punto de partida.
Aparcamos junto a la Central Eléctrica de Camps. Nieve desde el inicio, nos calzamos raquetas
Hacia allí vamos
El sendero comienza en la misma carretera (1250 mts) introduciéndose en un tupido bosque de hayas. La nieve desde el mismo coche, por lo que salimos con raquetas desde el inicio, excepto Marta, que se irá turnando conmigo.
Varios grupos de franceses que estaban junto a nosotros se han ido dispersando y ahora ya sólo avanzamos nosotros cuatro por este fantástico hayedo de película.
El itinerario asciendo por un precioso hayedo
Vamos remontando cómodamente la ladera y poco a poco nos introducimos en el valle de Saoubiste, tomando dirección Oeste. Sobre 1700 mts. los árboles van desapareciendo, y al frente vemos ya las cimas que cierran el valle, destacando el pico que da nombre al valle
1700 mts. Dejamos atrás el bosque
El valle se va abriendo. Al fondo el  Pic Saoubiste (2220 mts)

Hemos entrado en una zona heladora donde hasta dentro de varias semanas no se verá el sol. Estamos en la vertiente Norte y aquí el sol no lo regalan. La nieve completamente polvo sin transformar. Marta se hunde pero avanza sin protestar, estamos cerca de la cabaña y allí le cederé mis raquetas.
A 1800 mts se sitúa la cabaña de Saoubiste, cerrada a cal y canto. Imagino que será refugio de pastores. Un breve descanso y continuamos hacia el Oeste, poco después la ruta gira hacia el Norte, menos mal que ahora nos va a dar el sol. Otras huellas van hacia el Sur, al cercano collado de Souzon para hacer travesía hasta Pombie. A nuestra espalda, la vista del Lurien se amplía con Balaitous y Frondellas.
La pendiente va aumentando a medida que nos dirigimos hacia el norte. El Pic Cherue no lo divisamos pero intuimos la cima por las huellas de esquís. Conforme vamos ganando en altura empieza a verse a nuestra izquierda la mole del Midi, como si de una aparición fantasmagórica se tratara. Impresiona, la verdad. Enseguida observamos la ruta normal desde el collado Souzon, y la oscuras caras Nordeste y Norte
Abandonamos el valle helador y recorremos palas soleadas agradeciendo llevar raquetas.
La cara Nordeste del Midí, impresionante, nos acompaña en el ascenso al cordal que va ganando fuerte pendiente.
Y por fin alcanzamos el cordal del pico Cherue que ya vemos hacia el Este. Es una simple loma de la que nos separa una redondeada antecima. 
La cima con sus 2195 mts pueden parecer modestos pero es un auténtico mirador de los colosos del estos valles franceses y, hacia el Sur, de la divisoria de los valles españoles de Tena y Aragón.
De izquierda a derecha, Lurien, Petit Lurien, Balaitous y Frondellas
Telera, Escarra, Pala de Ip
Acherito, Sobarcal, Petrechema
Imponente Midi d'Ossau
Después de comer y hacer varias fotos, esperamos que lleguen un grupo de franceses para que nos hagan la foto de grupo antes de iniciar el descenso.
Y con los últimos rayos de sol las sombras alcanzan estas laderas y la nieve recupera consistencia. Para bajar con mayor comodidad, cambiamos raquetas por crampones.
De nuevo en la cabaña, un pequeño descanso para seguir el descenso hasta el coche. 

Ya de regreso comentamos que al no recibir llamadas de casa, significa que este 22-dic no nos ha tocado la lotería, pero para nada nos sentimos desafortunados ¿o no?

22 Diciembre 2013. Marta, Fernán, Rafa, Enrique.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

¿qué te cuentas?

Temas relacionados